Receta de conejo al ajillo
El conejo al ajillo es uno de los platos más populares y tradicionales de la cocina española y es raro aquel restaurante que no lo tiene dentro su carta. La carne de conejo es un tipo de carne blanca bastante saludable que puedes elaborarla de multitud de formas, ya sea en tomate, con arroz o al ajillo. El conejo al ajillo es un plato perfecto para tomar en estos meses de frío y con el que disfrutarás con cada bocado.

Si te apetece disfrutar de esta excelente receta, toma buena nota de los ingredientes que vas a necesitar y ponte manos a la obra con dicho pollo al ajillo.

Ingredientes

– 1 conejo entero y troceado
– cinco dientes de ajo
– harina
– aceite de oliva virgen extra
– sal
– perejil
– un vasito de vino blanco
– un vasito de caldo de carne
– medio limón exprimido

Elaboración del conejo al ajillo

En primer lugar tienes que limpiar los trozos de conejo para eliminar cualquier resto de suciedad y sazonarlos. Acto seguido pasa por harina dichos trozos de conejo y reserva. Coge una sartén y pon a dorar en la misma cinco dientes de ajo sin pelar. Seguidamente ve añadiendo los trozos enharinados a la sartén junto con los ajos. Con la ayuda de un tenedor, ve dando la vuelta a los trozos para conseguir que se hagan perfectamente por todos los lados.
Una vez estén bien dorados todos los trozos de conejo, riega con el zumo de medio limón y añade el vaso de vino blano junto con el de caldo de carne. Sube el fuego al máximo para que la salsa empiece a reducirse poco a poco y vaya cogiendo cierto cuerpo.

Receta de conejo al ajillo

Menear la sartén para ligar la salsa

Acto seguido coge un paño y empieza a menear la sartén para conseguir que la salsa vaya ligando perfectamente. Deja unos 5 minutos más para que la carne de conejo vaya cogiendo todo el sabor de la salsa y espolvorea por encima con un poco de perejil picado. Retira del fuego y sirve inmediatamente. Ya está lista esta deliciosa receta de pollo al ajillo para que la disfrutes junto a un buen vino de Rioja. Se trata de un plato para comer con las manos por lo que no te cortes y disfruta de cada trozo de carne de conejo. Espero que hayas tomado muy buena nota de cómo hacer este delicioso plato y sorprendas a tus invitados con dicha receta de conejo al ajillo.