Preparar gelatina de café
¿Te gusta cocinar y disfrutas experimentando con nuevos sabores y aromas? En ese caso no te pierdas la receta que te explicamos en nuestro artículo de hoy, con la que seguro que repites tu experiencia gastronómica, y también tus invitados que no podrán servirse una sola ración.

La gelatina de café es un postre muy original y mucho más fácil de lo que imaginas. Toma nota y sorprende a todos tus comensales.

Los ingredientes que vas a necesitar son los siguientes: 2 cucharadas abundantes de café instantáneo; 3 tazas de agua; 6 cucharadas soperas de azúcar; 1 sobre de gelatina sin sabor; 2 latas de leche condensada; y 1/2 taza de agua para hidratar la gelatina.

Cuando tengas todo lo necesario deberás empezar por preparar el café con tres tazas de agua y el azúcar. Después añade la gelatina sin sabor hidratada y revuelve bien esta mezcla hasta que se haya disuelto por completo la gelatina. A continuación tienes que echar la gelatina en un molde cuadrado y meterlo en el congelador hasta que cuaje bien.

Para terminar debes desmoldar la gelatina y cortarla en pequeños cuadraditos que podrás servir en copas o en recipientes especiales, que además puedes decorar como desees. Nuestra sugerencia especial es echar leche condensada en tu gelatina para conseguir el toque final a tu postre.

¿Qué te ha parecido nuestra sugerencia de hoy? Si conoces algún otro consejo especial para decorar la gelatina de café, compártelo con nosotros. Una receta muy sencilla y rápida que podemos personalizar de muchas formas diferentes. Gelatina con trocitos de galletas, con sirope, con fruta natural… Las posibilidades son muchas y muy diferentes, así que anímate a improvisar y a crear un postre que puedas considerar como tuyo. ¿Se te ocurre algún ingrediente más para incorporar a la gelatina?